Meditación para la conexión con el infinito

Meditación para la conexión con el infinito

Como hacerla:

Siéntate en una posición cómoda con la espalda recta. Coloca tus manos enfrente de el esternon sin que toquen el cuerpo en forma de taza con los meñiques de ambas manos tocándose. Relaja la vista y mira enfrente de ti. Respira largo y profundo a través de la nariz mientras visualizas la energía universal divina uniéndose contigo.

Tiempo: Un mínimo de 3 minutos.

Para finalizar: Inhala, exhala y relájate.

Sección De Mujeres